Kim Kardashian confesó todo lo que hizo para poder ponerse el vestido de Marilyn Monroe

0 Shares
0
0
0


La It-Girl más importante contó todo lo que tuvo que hacer para conseguir el vestido legendario de la Met Gala 2022

La empresaria estadounidense lució esta icónica prenda de la actríz, que había usado durante el cumpleaños de John F. Kennedy, y reveló que debió seguir un exigente plan de alimentación.

La Met Gala 2022 fue uno de los eventos de moda más esperados del año y es organizado en beneficio del Museo Metropolitano de Arte en Nueva York. En esta edición, las hermanas Kardashian-Jenner sorprendieron con sus looks súper glamorosos en la alfombra roja.

Si bien todo el clan cautivó con sus vestidos y recibió halagos como también críticas en las redes sociales, Kim Kardashian deslumbró al usar el icónico vestido de Marilyn Monroe, que fue utilizado por la actriz durante el cumpleaños de John F. Kennedy y que está valuado en 5 millones de dólares.

A través de su cuenta oficial de Twitter, la empresaria estadounidense contó: «Me siento muy honrada de usar el vestido icónico que usó Marilyn Monroe en 1962 para cantar el Feliz Cumpleaños al presidente John F. Kennedy. Es un impresionante vestido ceñido adornado con más de 6000 cristales cosidos a mano por Jean Louis».

Luego, agradeció al museo donde se conserva la prenda desde que fue adquirida en subasta por 4,8 millones de dólares en 2016: «¡Gracias Ripley’s Believe It or Not! por darme la oportunidad de estrenar esta pieza evocadora de la historia de la moda por primera vez desde que la difunta Marilyn Monroe la usó. Estoy eternamente agradecida por este momento».

En una entrevista con Vogue, Kim reveló: «La idea se me ocurrió después de la gala de septiembre del año pasado. Me dije a mí misma, ¿qué podía llevar para la temática americana que no fuera un look de Balenciaga? ¿Qué es lo más americano que se te ocurre? Y eso es Marilyn Monroe».

Para poder encajar en la prenda que fue confeccionada a medida para la artista, la celebritie confesó que tuvo que bajar siete kilos en tres semanas. Por esta razón debió seguir un exigente plan de alimentación y enfrentarse a una intensa rutina de ejercicios para poder perder peso en poco tiempo.

«Me ponía un traje de sauna dos veces al día, corría en la cinta de correr, eliminaba por completo el azúcar y los carbohidratos, y solo comía las verduras y las proteínas más limpias. Así que un mes después, cuando estaba en los archivos de Ripley para la prueba final y el vestido se ajustaba perfectamente, dije ‘quiero llorar de alegría’», explicó al respecto.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You May Also Like